Guadalajara, Jal. Mx., // //
Cruz Roja Jalisco, humana y más fortalecida a sus 108 años de fundada
0 Comments By
Font size: Decrease font Enlarge font
FOTOS Laura Gutiérrez FOTOS Laura Gutiérrez

La Cruz Roja Mexicana Delegación Jalisco celebró sus primeros 108 años de vida en emotivo evento acontecido en Ciudad Guzmán (Zapotlán El Grande), en donde prácticamente se gestó la institución luego de que un sismo -en el año de 1911- debastó a la localidad. En este lugar se organizó la primera brigada de ayuda.

 

El evento protocolario se llevó a cabo en la antigua estación del ferrocarril, ícono de la localidad y desde luego del nacimiento de la Benemérita Institución en el estado y a sus 108 años de ser fundada, se encuentra hoy más fortalecida que nunca, y con todo el empuje para articular los esfuerzos ciudadanos en materia de ayuda humanitaria, aseguró el delegado estatal y vicepresidente nacional de la institución, Miguel Ángel Domínguez Morales.

 

Agregó que es un hecho que “la delegación de la Cruz Roja Mexicana en el estado se distingue en la actualidad como una organización ciudadana que ya es parte de la vida e historia local. “Es decir, se trata de un ícono que representa la solidaridad y compromiso humanitario de los jaliscienses”.

 

Ante funcionarios de gobierno, representantes del sector privado, benefactores, voluntarios y habitantes de la región, reunidos en la Antigua Estación del Ferrocarril, Domínguez Morales recordó:

 

Hoy conmemoramos que la Cruz Roja en Jalisco cumple 108 años de su primer servicio, luego de que hace un siglo brigadistas tapatíos unieron esfuerzos para auxiliar a las víctimas de un devastador sismo que afectó a Zapotlán el Grande, el 7 de junio de 1911 a las 4:27 horas.

 

El fenómeno geológico alcanzó los 7.9 grados en escala de Richter con duración de 45 segundos, afectando significativamente a una tercera parte de la población de esta región, y dejando a más de tres mil damnificados”.

 

Personajes de aquella época, como Fernando Banda Iturrios, Juan Ixca Farías, Roberto Montenegro, Aureliano Urrutia, José Argüelles, junto con unos 20 voluntarios más, fueron los iniciadores del movimiento, al organizar las labores de socorro.

 

Hoy en día nuestra Delegación cuenta con infraestructura, servicios y equipo especializado, así como con un numeroso voluntariado social y uno de los modelos de asistencia organizada más eficientes del planeta”, expuso el delegado, quien calculó que la fuerza de la Cruz Roja se encuentra hoy al alcance de seis millones de personas en el occidente de México, lista para intervenir ante accidentes, contingencias o desastres.

 

En nombre de la organización y de quienes reciben los beneficios de ella, Miguel Ángel Domínguez, dirigió un agradecimiento especial a un grupo de personas “que se han distinguido por caminar de la mano de la Cruz Roja Jalisco a lo largo de muchos años, en incontables campañas”.

 

Así, la distinción fue para el Mayor Trinidad López Rivas, Ex Director de La Unidad Estatal de Protección Civil y Bomberos, Consuelo Cortés Sánchez, voluntaria incansable en Ciudad Guzmán y un reconocimiento Post Mortem a Fernando Banda, fundador de Cruz Roja Jalisco, que fue recibido por su familia.

 

Luego agradeció la valiosa y permanente colaboración de todo el equipo que integra la delegación estatal: profesionales de la salud que trabajan en distintas especialidades y niveles de intervención, rescatistas, benefactores, veteranos, juventinos, y al grupo de Damas Voluntarias.

 

Este es el motor que hace posible nuestra misión de salvar vidas, proteger a los desvalidos y resguardar la dignidad de quienes atraviesan por situaciones de vulnerabilidad”, indicó.

 

El otro elemento decisivo que nos fortalece e impulsa, añadió, es la solidaridad de los jaliscienses que siempre responden a nuestro llamado: al aportar recursos para esta causa en la medida de sus posibilidades, y al colaborar también cuando es necesario de mil formas distintas”, destacó el vicepresidente nacional de Cruz Roja.

 

Todas estas circunstancias alineadas son las que ahora hacen de ésta, una institución experimentada, equipada y siempre disponible; capaz de organizar la ayuda y de ejercer un gran poder de convocatoria, gracias a la credibilidad ganada a pulso a lo largo de más de un siglo de acción humanitaria”, concluyó.

 

SU FORTALEZA

 

En Jalisco, la Cruz Roja opera 29 delegaciones repartidas en todas las regiones de la entidad, la más nueva de ellas inaugurada apenas a principios de este 2019, en el municipio de Teocaltiche.

 

Durante el año pasado la Cruz Roja logró otorgar en Jalisco casi 32 mil servicios gratuitos de ambulancia y más de 465 mil 500 atenciones médicas.

 

Además cuenta con 17 bases operacionales con ambulancia propia; 131 ambulancias equipadas conforme a la Norma Oficial Mexicana; 26 vehículos de logística; cinco ambulancias de Terapia Intensiva; 19 unidades de rescate equipadas; tres equipos especializados para Búsqueda y Rescate de Personas en Estructuras Colapsadas; tres motocicletas paramédicas; y seis cuatrimotos.

 

También destaca como el pilar fundamental de la institución, el contingente humano de casi 3 mil 400 voluntarios fijos.