Guadalajara, Jal. Mx., // //
Leonardo Placencia Enríquez, pilar de AFAMJAL y del empresariado jalisciense. (Parte 1)
0 Comments By
Font size: Decrease font Enlarge font
Leonardo Placencia Enríquez, pilar de AFAMJAL y del empresariado jalisciense. (Parte 1)

La historia personal, familiar y empresarial de Leonardo Placencia confluye en una fecha, su nacimiento. Un hombre que continuó el trabajo de su padre y que se convirtió en un referente nacional de la industria mueblera y también en otros organismos como Expo Guadalajara y CAREINTRA.  Nos recibió en su oficina y con voz reposada, nos contó la historia del empresario y del líder empresarial que contribuyó de forma importante en la historia de AFAMJAL y que Axópolis está siguiendo por la reciente celebración de su 40 Aniversario.


 - Mi padre originario de San José de Gracia y mi madre de Tepatitlán, se casan y vienen a Guadalajara de luna de miel, la intención era regresar a establecerse en Tepatitlán, cuestión que nunca ocurrió; con los pocos ahorros que tenía, rentó una casa por el barrio de Santa Tere y en el traspatio de la casa instaló un pequeño taller de carpintería, trabajaban él, un ayudante y un aprendiz. Hacían los muebles y los vendía en Santa Tere o San Juan de Dios. La instalación del taller y mi nacimiento coincidieron en las mismas fechas.

 - Y ahí nace lo que ochenta y tantos años después conocemos como Muebles Placencia.

 - Efectivamente, fue creciendo poco a poco, pero lamentablemente mi padre muere en un accidente a los 39 años, yo tenía 15; al morir ya había logrado su sueño de tener su pequeña empresa, pero ello implicaba también estar endeudado, con proveedores, bancos, mi padre llevaba bien el negocio, pero yo tengo que asumir esa responsabilidad y es como empiezo realmente como empresario, como fabricante de muebles, justamente a los 15 años.

 - ¿Podría decirse entonces que usted es uno de los pioneros en la fabricación de muebles a nivel nacional?

 - Yo no sé si en este momento exista alguien con mayor cantidad de años, pero en cuanto a fabricante de muebles, estoy seguro que no, yo creo que soy el empresario más antiguo fabricando muebles en el país, yo tengo 68 años como responsable de una empresa en estas lides de trabajo, de muebles, de la carpintería y la fabricación.

 - Por supuesto a los 15 años, no debió ser nada fácil

 - Originalmente si hubo problemas serios, yo estaba muy chamaco; me llevaba de tú y bromeaba con los trabajadores y de repente soy el jefe y el cambio no fue tan fácil; además pagar adeudos, llevar adelante la empresa, en más de alguna ocasión estuvimos a punto de cerrar el negocio, afortunadamente salimos adelante y bueno la etapa meramente industrial como tal termina cuando decido separar el negocio, por un lado fabricante de muebles y por otro comerciante de muebles.

 - ¿En donde estaba aquella la primera mueblería?

 - Independencia # 279 frente a El Informador, la vieja tienda vendía exclusivamente lo que la fábrica producía, en la fábrica empecé a meter maquinaria más moderna y producir en serie y me lancé a la cuestión comercial, yo diría que de buen nivel, siempre tuve la expectativa de hacer un negocio comercial importante.

 - Y así nació Placencia Muebles en Federalismo y La Paz

 - Si, una tienda grande, yo diría que era la tienda más importante y grande en su género, tanto en espacio, tamaño, forma, tipo de distribución, modernidad, producto, para su época en los 80’s era lo más importante no solo de Guadalajara, sino del occidente del país.

 - Y la estructura fue creciendo

 - Bueno, sí pero poco a poco, porque al principio yo era, el gerente de compras, el de recursos humanos, el administrativo era todólogo en la empresa, pero fuimos creciendo, por otra parte yo hice una carrera corta de Contador Privado, pues a los 15 que me dediqué a la empresa dejé de estudiar, pero nunca se me quitó el gusto por aprender.

 - ¿Cuál fue el siguiente paso?

 - En Guadalajara empezó la tendencia de los centros comerciales, llega Plaza del Sol y eso produjo un cambio en el ámbito comercial y empieza a diversificarse el mercado, aumenta la competencia, pero  la intención era irnos a un nivel cien por ciento residencial, fue cuando abrimos López Mateos, aquí ya tomamos otro perfil de cliente, el concepto de tienda fue diferente, el producto fue subiendo de calidad, empezamos a importar e Italia, Estados Unidos, Canadá, España y empezamos a mezclar con producto mexicano, fue la época de apertura de fronteras y la competencia fue muy fuerte

 - ¿Eso provocó un cambio en el industrial mueblero?

 - Si, es ahí donde el industrial se pone las pilas, hoy es otra visión, el mueble mexicano es de muy buena calidad, de buen diseño, competitivo a nivel internacional, pero tuvieron que pasar muchos años y mucho esfuerzo para llegar a esto.

 

Son mucho los temas que se trataron en esta entrevista, así que continuaremos con ella en una segunda parte.