Guadalajara, Jal. Mx., // //
Si quieres ponerte la banda presidencial, hay que prever los acontecimientos antes de que sucedan
0 Comentarios Por
Carlos Brambila N. Director – Editor de Axópolis.com
Tamaño de letra: Decrease font Enlarge font
Si quieres ponerte la banda presidencial, hay que prever los acontecimientos antes de que sucedan

Retomando el tema que dejamos pendiente la semana pasada y actualizando a quienes no leyeron ese blog, les comento; la salida de Margarita Zavala del PAN y la inscripción ante el INE de 16 aspirantes (la semana pasada) a la presidencia en forma independiente, nos llevó a darnos cuenta que en muchas de las notas periodísticas se hablaba constantemente de “estrategia”, así pues nos dio un tema interesante, la estrategia y decíamos que al final solo una de esas estrategias sería la ganadora y llevaría a la o el candidato a la presidencia de la República.

 

Y bueno, antes de entrar en materia, hoy sabemos que el INE recibió 86 aspirantes finalmente, si leyó usted bien 86 solicitudes de aspirantes por “la libre” a la Presidencia, procedieron 40, 38 tendrán que subsanar algunos detalles y 8 fueron rechazadas. De los que procedan, tendrán 120 días para recolectar más 850,000 firmas de apoyo ciudadano en una aplicación del INE.

 

Yo sé que muchos de estos aspirantes argumentarán que están hartos de, la forma en que se hace política en el país y atendiendo a su conciencia, pensaron que la mejor manera de servir a México era intentando llegar a la Presidencia, pero como dijo el rancherito “¿a que se atienen?” es decir, que les hace pensar que tienen la estrategia perfecta para ganar y volvemos a lo dicho, solo ganará una.

 

Así pues, vamos al tema, a vuelo de pájaro:  Estrategia. Ya comentamos aquí el origen griego de ese concepto y también que la estrategia es útil prácticamente para toda actividad humana, qué requiere de revisar lo que hacemos en la actualidad y cómo repercutirá en nuestro futuro, ya sea en política, en los negocios, en una guerra, en deportes, en fin, prácticamente en todo. Pensar en el punto de partida y aspirar a un punto de llegada y disfrutar los caminos que nos llevarán ahí, la mayoría de las veces no es nada fácil.

 

¿Y cómo se empieza? Bueno, los especialistas hablan de trazar un plan estratégico, para determinar metas y objetivos básicos, así como los procesos para lograrlo, es importante recalcar que no son fórmulas mágicas, es decir, que no todas las estrategias funcionan para todos los casos como si fueran recetas de cocina, cada caso es diferente y con características propias. 

 

La base del pensamiento estratégico es prever los acontecimientos antes de que sucedan y conocer todos los escenarios posibles. Es todo un proceso y es todo un arte, la realización de un plan estratégico implica muchas acciones, pero sobre todo: liderazgo. Es una materia que entre más se adentra uno en ella, más aspectos surgen y para algunos podría resultar apasionante.

 

Así que como dice Fabio Gallego en su libro “Pensamiento Estratégico”: “Pensar estratégicamente es el arte de superar a un adversario a sabiendas de que éste, está intentando hacer lo mismo que nosotros”

 

Sobre todo, tratándose de ponerse la banda presidencial.


Suscribirse a alimentadores (feed) de comentarios Comentarios (0 publicado)

total: | mostrando:

Publicar tu comentario

Por favor introduce el código que ves en la imagen:

Captcha